Make your own free website on Tripod.com
EL REGRESO DEL GATILLERO
Roban descaradamente a los pescadores

Varias horas en el mar, les reditúa solo perdidas y riesgos

Los coyotes viven como reyes a costillas de los pescadores

carlosmadrazo.jpg

HOME

El comentario del día | E D I T O R I A L | Den por muerto a Pechel: Pedro Gutiérrez | Breves del Gatillero On Line | Los parasitos del ayuntamiento | No da una Daniel Salinas en el SAS | El hijo de Sibeli la costurera | Viola Ayuntamiento el código penal del Estado | El chelo Vidal es el patrón del SAS | Demandan a Pechel por robo | EL ORIGEN DE LOS VASCOS | Madrazo Cadena; secretario de cuello blanco | Ya salió el gallo de la alianza del 2006 | La Galeria del Gatillero On Line | Los perros de los amigos del Gatillero | Mas fotos de Gatillerus Pits | Historia del American Pit Bull Terrier | La sabiduria de Enrique Morfin | No a la violencia intrafamiliar | Los pecados de Ahumada | -= Los Clasificados =- | ROMPIENDO MADRES | Quieren chingar a locatarios de los Mercados de Villahermosa | La Turca promotora de antros en Tabasco | Las piedras en el camino de Pechel | LOS ASESINOS DEL PUEBLO | DENUNCIAS CIUDADANAS | Roban descaradamente a los pescadores | Traicionan diputados locales confianza del pueblo | Vínculos relacionados | El Gatillero on line | -= Libertad de Expresion =- | No hay justicia en Tabasco | La pura Grilla | Desde el Pais Vasco

carlosmadrazo.jpg

La actividad pesquera en Tabasco, es una de las peores pagadas, así como en la que se cometen los mayores abusos contra los trabajadores del mar, ya que los llamados patrones o dueños de las neveras los explotan de manera descarada, pagándoles hasta un peso con cincuenta centavos el kilo de pescado, el cual es vendido en la capital del país por ellos a diez veces mas caro de lo que ellos aquí lo pagan.

El negocio consiste en proporcionarle al pescador, los instrumentos para el desarrollo de sus actividades, con lo cual el pescador se compromete a entregar la totalidad de su producto y aceptar el precio que el patrón estipule de acuerdo a la especie marina que sea capturada.

Esta problemática es añeja y ha sido tema de diversos debates, así como de innumerables proyectos de apoyos para los pescadores, pero lamentablemente, todos los programas se han contaminado, mucho antes que aterricen, manteniendo el potencial pesquero en él ultimo lugar de ganancias económicas para los trabajadores de este.

La mayoría de los programas que los gobiernos han implementado, han sido con fines electoreros, pues al regalar lanchas con equipo de pesca a lideres y fomentar la creación de cooperativas que lejos de ayudar, solamente fomentan la corrupción, ya que venden los apoyos gubernamentales a los que puedan pagarlos, quienes finalmente son los dueños de las neveras, y así el circulo vicioso sigue su curso, sin dar una verdadera solución a la problemática.

En los discursos de los políticos, resalta la captación de divisas para que nuestro país, aspire algún día a ser parte del grupo primer mundista, pero no hay la verdadera conciencia de querer dar ese paso, ya que si se explotara los miles de kilómetros de litoral marítimo que tiene nuestro país, México seria una potencia en este rubro, dada la variedad de especies con que cuentan nuestros mares.

El problema principal de la pesca en nuestro estado, estriba en la exportación del producto a mercados extranjeros y también dentro del país, en donde el producto tiene mayor valor, por ende el gobierno tiene que implementar de inmediato, los canales para que sea de esta venta justa del producto y los pescadores, aspiren a llevar una vida digna, a como la mayoría de los mexicanos.

La mayor aportación del gobierno, sería actuar como mediador entre el pescador y el comprador, facilitándole la salida de su producto mediante gestiones de intercambios comerciales, buscando los mejores precios para su producto, esto en el extranjero y dentro del país, dándole las facilidades para que tengan la forma de trasportarlo y así venderlo directamente al comprador.

Hace días, presencie en una nevera del Municipio de Paraíso, Tabasco la venta del producto de tres pescadores, que se habían hecho a la mar, a las cuatro de la mañana, llevaban 20 kilos de un pez llamado cintilla, producto de mas de nueve horas de trabajo, aunado a los gastos de combustible, al llegar a la nevera, el encargado peso el producto saco un billete de cien pesos y les pago, es decir pago a cinco pesos el kilo pescado, que dividido entre tres hombres, nos da cerca de treinta y tres pesos y si le quitamos el gasto de la gasolina, ¿Cuánto lleva cada hombre a su casa para alimentar a su familia?.

La problemática es grave e injusta, y las autoridades deben hacer algo para contrarrestar estos abusos contra los llamados hombres del mar, los cuales a diario arriesgan sus vidas en este peligroso trabajo, gentes curtidas de la piel, de tanto exponerse a los incandescentes rayos del sol en donde por vivir de esta actividad, mantienen una vida paupérrima, en donde no cuentan con las mínimas comodidades, por ello su único escape de su triste realidad es el alcoholismo, practica común entre los rudos hombres de la redes, el agua salada y el sol.


No hace Nada el Ayuntamiento por los pescadores

Por su parecido a la mojarra nativa de estas tierras, familias de la entidad compran y consumen pescado manufacturado en San Diego, California, conocida también como "mojarra china, desplazando la producción local.

Los expendedores del mercado público José María Pino Suárez, que desde febrero de este año, cada semana se comercializan veinte toneladas de este pescado importado y la gente lo busca por estar a precios accesibles, en buenas condiciones e incluso más "gorditas" que las mojarras criollas, según ellos.

Confundidas entre las diversa especies de pescados y mariscos, el pescado extranjero está a la vista del público consumidor a 35 pesos el kilo, mientras que la mojarra nativa de territorio tabasqueño se comercializa en 40 pesos el kilo, desplazando el producto local ante la complacencia de los administradores de los mercados públicos como el señor Valdivia, que no hace nada para apoyar a los comerciantes tabasqueños.

Julio César Collado Zapata, uno de los importadores desleales y expendedor de pescados y mariscos, expresó que este pescado tiene buena aceptación y la gente lo busca, de modo que se sigue adquiriendo al no reclamo por parte de los consumidores.

En las planchas de concreto donde se exhiben las carpas, de la especie tilapia, se contemplan también las cajas en las que se lee "frozen cleaned tilapia" USA ports, packed for pesca international, San Diego, CA", de la compañía "Scale on & Gutted". Y otras indican: "Fresh frozen tilapia fish. Producto of China, net weight: 40 libs. Date: January, 2004".

Collado Zapata, admitió que no sabe por dónde ingresa el pescado chino pero se los traen de la ciudad de México, dijo que tampoco han tenido la visita de inspectores de la SAGARPA para que analicen el producto, por lo que al surgir el rumor de que viene contaminado, decidieron reunirse para solicitar a las autoridades sanitarias apliquen análisis y determinen si es transmisor de algún virus o bacteria.

Dijo que no se oponen a que haya la revisión del producto, ya que de alguna manera contribuyen a que la economía familiar se mantenga estable y no haya alza de precios, (refiriéndose a la ley de oferta y demanda pero sin tener en cuenta que esta si es factible en países desarrollados, no tercer mundistas como Mexico) tampoco, afirmó que no existe competencia desleal (según el en su ignorancia), ya que el consumidor decide qué producto comprar de acuerdo a sus posibilidades y gustos.

Competencia desleal

China introduce al igual que herramientas y juguetes, el pescado de la especie tilapia, que según productores nacionales, ocasiona una competencia desleal por tratarse de piezas de mayor talla, lo grace del asunto es que este pescado es vendido como fresco cuando en realidad tienen de tres a ocho meses de congelado y cuentan para ello, con conservadores artificiales, que podrían traer consecuencias irreversibles para los consumidores, dado el alto grado de químicos.

Este tipo mojarra, traída inicialmente de Israel, es impulsada mediante acuacultura por los gobiernos federal y estatal desde mediados de los 80, es decir se trata de peces de granjas alimentados artificialmente con productos con altos grados en hormonas, para que su desarrollo sea rápido y estén listos para llevarse al mercado en menos de tres meses.

Desde hace por lo menos seis meses, la tilapia está siendo importada de China, sin arancel, vía Estados Unidos y Canadá, lo cual les reditúa ganancias millonarias a ellos por no pagar impuestos y desquebraja la economía de los comerciantes locales.

El precio promedio del producto es de 16.61 pesos el kilo para el intermediario en el país, con todo y flete, cuando el de los productores es de 22 a 24 pesos.

"Lo que más intriga es que es muy contradictorio el gobierno, pues por un lado impulsa la producción acuícola con microcréditos, con jagüeyes, regalando crías, y por otro lado no protege la producción",

advierte Gerardo Romero Vega, administrador de Kab-Já, una de las granjas mayoristas de los estados de Veracruz, Campeche y Tabasco.
En Tabasco, donde la costumbre es comprar mojarra fresca, la gente se va de bruces con tallas de 600 gramos, desvisceradas y sin escamas, sin saber que no proviene ni de ríos ni de las granjas de la entidad sino de China, pues los expendedores sólo refieren al público que "es de fuera".

Introduzca el contenido de soporte